ENTREVISTA AL DR RICARDO MONNER SANS

El día 29 de abril de 2008, dos periodistas de Tribuna de Periodistas entrevistaron, en sus oficinas, al Dr. Ricardo Monner Sans, uno de los principales denunciantes de la corrupción argentina de las últimas décadas. El reportaje abordó sobre diversas cuestiones coyunturales del país, pero primordialmente acerca de su presentación judicial respecto a las retenciones impuestas por el kirchnerismo (Ver documento completo al pie) y la confirmación del procesamiento al ex presidente Carlos Menem por el —nunca esclarecido— contrabando de armas a Ecuador y Croacia.

Periodista: Quisiera comenzar preguntándole, ya que usted está haciendo varias presentaciones judiciales acerca del conflicto desatado entre el gobierno y los productores rurales, por el aumento a las retenciones al 44%, ¿cuál es su pensamiento sobre este conflicto y cómo cree que seguirá el problema?

Dr. Ricardo Monner Sans: Es difícil saber cómo va a seguir el problema, pero entre tanto, con Mario Cafiero y Javier Llorens, quienes han estudiado juntamente conmigo este tema, hemos descubierto que, por alguna maniobra, las cerealeras exportadoras, que son unas seis o siete, se están quedando con “la parte del león”, y esto no está puesto sobre la mesa. Seguramente, porque el Senador (Roberto) Urquía —que es senador por el oficialismo— tiene especial interés en que estas cosas sigan como están. Las cerealeras exportadoras son la última parte del proceso de exportación, y se han presentado algunas declaraciones juradas con anticipación suficiente, anterior a las distintas modificaciones que han ocurrido en los últimos tiempos, sin haberse acreditado suficientemente que esas compras se han efectuado, con lo cual parecería que hasta casi dos cosechas de soja van a estar con las retenciones viejas, por decirlo de alguna manera, y el diferencial se lo van a quedar las cerealeras y las exportadoras.

¿Usted ve algún vínculo entre el senador Urquía y las cerealeras?

Creo que hay un vínculo entre el poder político argentino, que no mete las manos en las cerealeras, porque una cosa es declamar la democracia y el anti imperialismo, y otra cosa es realizarlo en concreto. Si hubieran hecho cosas como la Junta Nacional de Granos y hubiesen controlado a todos los grandes grupos exportadores, que no son más que seis o siete, algunos de fama internacional, como CARGIL, hubiéramos tenido, seguramente, una visión bastante distinta de este problema. Yo creo que el gobierno, que está gestionando, además, técnicamente muy mal todo, no solamente esto, no dejó que hubiere algún plan económico de por medio en todo esto; la improvisación está a la orden del día, y si usted mezcla la intencionalidad de que Urquía fue quien llevó adelante la modificación planteada por la cámara de diputados, por un lado, y por otro lado tiene su propia cerealera exportadora, tengo largas razones para sospechar de que está en una zona de interés tan clara que ha significado que nosotros planteemos que hay negociaciones incompatibles con la función pública, artículo correspondiente al código penal, y violación a la ética publica.

Entonces lo que usted está planteando es que más allá de un tema meramente recaudatorio hay también un trasfondo ilícito.

Sin ninguna duda. Desde el punto de vista según mi formación ideológica, sostengo que el impuesto a los derechos de exportación deben, económicamente, democratizar una sociedad; yo no estoy en contra por principio.
Lo que ocurre es que hay ciertas vallas que no se pueden pasar, llegando al absurdo del infinito como lo son estas últimas disposiciones. Y por otro lado, más allá de un error, como podría calificarse lo de las cerealeras, acá hay convivencias muy sospechosas que están en manos de la justicia presentadas en la causa que nosotros hemos puesto en marcha

Esta nueva veta, ¿de qué manera repercute respecto a la discusión que se viene sosteniendo hasta ahora?

Es muy inteligente su pregunta, porque fíjese que en la quinta presentación que acabamos de presentar, estábamos viendo que en la polémica gobierno vs. campo nadie está queriendo poner en voz alta esto. Por eso es muy significativo lo que me acaba de preguntar. ¿Por qué? Porque el gobierno tiene “la cola sucia” para decirlo de una manera mas o menos sutil, y los productores, creo que tienen temor; porque si en el final del cuento dependen de seis o siete que embarcan y llevan, yo no se si han tomado suficiente conciencia y dan el debate correspondiente por que la represalia es la forma de hacer política económica en la Argentina.

Entonces ¿usted cree que no se habla del tema porque no le conviene ni a uno ni a otro?

Hasta aquí, me parece que es así. Esta es una veta muy seria, porque se vincula con la política argentina, y no sólo los productores se perjudican, también el fisco sale perdiendo fortunas en razón de todas estas maniobras que estamos denunciando.

Esto entonces puede ser un leading case acerca de cómo se maneja el gobierno en general en diversas áreas, no solo en esto.

Me parece que sí, y en algún tramo de nuestra presentación estábamos diciendo esto, que la gestión gubernativa se estaba orientando a respetar las reglas del juego preexistentes. Hay un ejemplo que podríamos decir "diferente pero parecido", que es: recaudamos para la Anses una suma muy importante, es decir, para las jubilaciones y pensiones, pero se desacatan los fallos de la Corte suprema, como el "caso Badaro". Además, en el tesoro de la Nación acaban de meter un manotazo al 8,5% de interés anual, entonces, se comete la mayor de las burlas al sector más desamparado.

Otro ejemplo sería el sistema "distorsivo" de los impuestos, usted fíjese que el IVA de un 21% castiga más a los que menos consumen.

Tan cierto es lo que usted señala que hoy se puede decir, y ya hay encuestas hechas en los últimos días, que indican que en el peor momento durante la crisis del año 2002 el sector pobre alcanzaba a comprar un 47%, y hoy alcanza un 43%; o sea que el sector pobre hoy está peor que durante la crisis del 2002.

Volviendo al tema de su planteo judicial, teniendo en cuenta que a ninguno de los dos actores les conviene que se hable de este tema, ¿usted cree que va a tener éxito su presentación?

Hace trece años, cuando yo me metí con un señor que llama Carlos Saúl Menem, no estaba seguro de que saliera adelante, además le aclaro que el que fui investigado fui yo, por haberme metido en estas cosas.
Yo no podría ser, después de cincuenta años de ejercicio de la profesión, algo distinto de lo que soy. Por semana me caen dos o tres casos de corrupción al estudio, ya que uno lo hace de manera absolutamente desinteresada, con lo cual empieza a temblar mi capacidad de consumo… no por mis $780 que cobro como jubilado (risas) ¡por favor! Con eso puedo hacer muchos viajes al extranjero y cosas por el estilo (risas) sino por el mantenimiento de este estudio, que no es fácil; porque cada día más hay una especie de decadencia judicial, decadencia de los fiscales.

Bueno, nosotros lo estamos viviendo en carne propia con la presentación judicial acerca del falso título de abogada de Cristina Fernández, usted fíjese que el título no aparece por ningún lado y, no sólo eso, el juez sistemáticamente nos desestima la posibilidad de presentar pruebas, tenemos evidencia y no la quiere ver.

Eso es un tema de falta de transparencia republicana, y en algún punto se emparenta con esto que pusimos en marcha el 4 de febrero: ¿Por qué el matrimonio presidencial gana $500.000 por mes? Es muchísimo dinero… que no se parece, por cierto, a mi jubilación… pero lo cierto es que un fiscal, después de hacer una cosa muy liviana, cierra la causa, pero previamente, presentamos la apelación del Dr. (Manuel) Garrido que es de primerísima línea, y quiero creer que la cámara revocará el cierre de esto, porque en definitiva para emparentarlo con el tema del título que no aparece, quiero que quede sabido, para el que no lo sabe, que la única argumentación que trajeron los Kirchner al expediente fue la certificación de su propio contador, lo cual es espantoso.

Pero ¿lo lógico no es que el juez designe a una especie de "perito oficial"?

Así es, pero además, el Dr. Garrido dice en la apelación que no se ha acercado ningún documento que demuestre que dicha presentación está respaldada con documentación, y le descubre una serie de defectos al propio "perito de parte", que demuestra que eso es una burla.

Da la sensación de que las Cámaras Federales suelen ser más independientes en sus fallos que los propios Jueces Federales, tal vez usted comparta o no, pero más allá de eso, ¿Qué opina usted de la "desfederalización" de la justicia, que es un debate que nunca se termina de dar?

Yo digo que usted tiene razón en el sentido que las Cámaras en general, sobre todo la Sala Segunda, han sacado decisiones muy valientes y en causas muy importantes, muchas en causas de corrupción que yo puse en movimiento.
La vieja idea de (Gustavo) Béliz y (Norberto) Quantín era esa, la desfederalización, es decir que todos los jueces de instrucción fueran competentes para este tipo de cosas. Era una apuesta hacia el futuro que podía salir bien, y por una razón, que es la competencia y la menor regularidad de los escasos jueces de primera instancia federal. Es decir, es más fácil controlar a pocos que controlar a muchos.

¿Usted no cree que una vez que el matrimonio Kirchner no esté en el poder van a empezar a salir a la luz un montón de cosas que hoy se ocultan, precisamente, porque están ellos en el poder?

Es muy probable que así sea, yo tengo alguna causa contra un tal (Julio) de Vido, alguna causa contra el señor (Ricardo) Jaime (risas), no sé si le suenan estos apellidos, y además el caso del enriquecimiento del patrimonio de la pareja presidencial, el tema del "zarpazo" de los fondos al tesoro, y algo histórico en la Argentina, usted sabe que tenemos la suerte de tener una empresa aérea a la que no se le caen aviones, porque no tiene, que es LAFSA. Yo soy de los que no litigan después, sino durante.

¿Y por qué lo hace?

Porque su padre y su abuelo, con sus impuestos, me pagaron una escuela pública, gratuita y laica, de singular envergadura. Porque su padre y su abuelo, con sus impuestos, me pagaron un colegio secundario excelente, como el Nacional Buenos Aires. Y porque su padre y su abuelo, con sus impuestos, me pagaron una carrera universitaria en la Universidad de Buenos Aires. Entonces, ¿cómo no devolverle a usted lo que sus antepasados hicieron por mí?

Se acaba de conocer hace horas, la ratificación del procesamiento de (Carlos) Menem, a raíz de una denuncia que usted hizo en el año 1995 que fue la que lo llevó a estar preso por el contrabando de armas a Croacia y Ecuador. Aprovecho para preguntarle, cuando este estuvo preso por el fallo del juez (Jorge) Urso, a pedido del fiscal Carlos Stornelli, ¿usted cree fue legítima esa detención o cree que fue para blanquear la situación judicial de Menem?

No. Yo creo que aquello era legítimo; es decir, que los tres delitos que se le imputaban, que eran "asociación ilícita", "contrabando" y "decretos ideológicamente falsos", existían. La Corte (Suprema) de la mayoría automática, despenalizó esto dejando solamente contrabando, por eso sale de Federal y entra a Penal Económico, que es el fuero correspondiente donde hoy se acaba de confirmar el procesamiento. Aquella corte de la mayoría automática, sin embargo, aprobó un borrador de once carillas, y el borrador no pertenecía a la corte automática, pertenecía a (Augusto) Beluscio… dicen que hubo 50.000 razones para ello.

Ah… entendí, pero yo tengo ciertas sospechas, porque había otras cuestiones que aparecían y que nunca se profundizaron, ni siquiera periodísticamente, por ejemplo, y esto usted lo debe saber mejor que yo, la participación de una línea aérea llamada Fine Air que pertenecía a la C.I.A., la participación de traficantes internacionales como Rubén Ormart, y eso me lleva a pensar que tal vez el fallo, que hoy vuelve a procesar a Menem, puede tener que ver con que Menen salió a defender a (Luis) Patti.

Yo creo que, al quedar sólo la figura del contrabando, no había posibilidades de hacer esas otras investigaciones como las que usted señala, correctamente, respecto a Fine Air y de la Terminal 6 del puerto de Buenos Aires, donde aparece un hijo de Corach. Lo que acaba de hacer hoy la Cámara de Apelaciones, es confirmar el fallo de (Rafael) Caputo, de primera instancia; no tenía otra jurisdicción posible. Entonces, yo no dejo de entender que usted desde el punto de vista político tiene razón, y que el ideal de una Argentina mejor es el de haber hecho toda una investigación grande; pero a esa investigación grande, en el fondo la hubiese matado la Corte de la mayoría automática.

Más allá de eso, ¿cómo ve usted que se haya vuelto a procesar a Menem? ¿Es una satisfacción personal?

Mire, hace unos minutos un matutino me acaba de pedir algunas declaraciones para mañana, y dije que me da la sensación que sigue valiendo la pena luchar contra la corrupción respecto a todos los gobiernos. Es decir, no hacer distinciones entre amigos o enemigos. La corrupción en la Argentina de hoy sigue siendo el eje principal de estar en el puesto 107 sobre 170 países, lo cual es una temperatura espantosa.
En segundo lugar creo que la lucha por la democracia pasa por que dejen de robar, cualquiera sea el pasado, el presente o el futuro.
Para muchos, Menem fue el símbolo de lo más grande en el sentido de corrupción, pero la verdad, hoy no se si fue lo más grande, porque a esta altura si uno piensa que lo que hacía Menem regalándonos a María Julia (Alsogaray), a Adelina Dalessio de Viola y demás, y exhibiéndose, además, de una forma grotesca, eso era un juego más abierto de la corrupción. La corrupción hoy está más cerrada, es más difícil perforarla; por un lado hoy hay más miedo de la gente de denunciar cosas, y por otro lado ha empezado a calar muy fondo en la sociedad argentina, pensar: "ma sí… yo trato de mirar mis tripas y nada más".
El retroceso social, en ese sentido es muy grave; la oposición se equivoca de medio a medio, en vez de meterse en los problemas en los que uno se mete.

Un grupo de juristas prepara una presentación para impedir la reelección de alguno de los integrantes del matrimonio Kirchner argumentando que, en la legislación argentina, la institución del matrimonio hace, de dos personas, una sola, y por eso los cónyuges no están incursos en delitos como encubrimiento mutuo y son solidarios patrimonialmente. Eso significaría que si gobierna uno es como si gobernasen ambos y por eso no debería tener la posibilidad de reelección ninguno de los dos. ¿Usted que opina?

En el aspecto moral no me cabe ninguna duda de que hay reelecciones encubiertas al contrapié del sentido histórico de las normas vigentes, pero sin embargo le debo decir que no hay ningún impedimento. Lo único es que, transcurrido este tiempo de Cristina en el poder me pregunto si Néstor la ama mucho o la odia mucho… habida cuenta de que nadie ha podido tener tanta cantidad de problemas en tan poco tiempo.

Bueno, sin embargo Néstor salió a dar la cara por Cristina y lo dijo públicamente, que no tenía ningún problema en salir a defender a la esposa.

Y, claro… después de haber dicho tantas cosas tan coherentes como, "no necesito del PJ, necesito de la transversabilidad", "no necesito del PJ, necesito de la convocatoria de todos los grupos para un gran acuerdo nacional", que en definitiva terminó siendo el PJ… Esto le trae algunos problemas a los que creen que el progresismo está del lado del kirchnerismo, y esta es la gran trampa argentina. Este es un gobierno profundamente reaccionario, profundamente reaccionario, que tiene la ventaja de que por afuera no hay demasiada esperanza de auténtico progresismo, y eso es una ventaja, y tal es así que el último partido opositor que se le gestó en el último tiempo es el campo. Han conseguido el milagro de unir a cuatro entidades que ideológicamente no tienen mucho que ver e históricamente tuvieron diferencias importantes, y como sigan así van a terminar uniendo a la oposición.
Lo que ocurre es que hay poco estudio por parte de la oposición respecto a qué es lo que hay que hacer y cómo hay que hacerlo, y escaso compromiso con estas cosas que estamos manejando.

¿No cree que también haya una falta de reflejos por parte de la oposición?

Puede ser… pero yo no quisiera profundizar en este tema porque estoy muy alejado de esto. Me han ofrecido de todo, ser candidato a todo. Confundiendo continuidad con marketing, habida cuenta que yo soy un apellido que a veces aparece en algún lado, habrán pensado que compraban el apellido, y yo no vendo el apellido.

Usted tiene sus detractores, incluso en algún momento salió un libro del periodista Edgar Mainhard, donde a usted se lo acusa de meterse contra ciertos sectores pero contra otros no.

Mire, yo por una cuestión de higiene moral no leí el libro, porque no pierdo tiempo.
Se que hay detractores, y algunos sólidos. Yo no sé con qué no me he metido… me he metido con la droga, me he metido con el juego, me he metido con la corrupción, con el contrabando de armas, con prostitución infantil, con las cosas más graves que pueden ocurrir en este país, me sigo metiendo todos los días con el desvío de los fondos de la Comisión Nacional de Energía Atómica… lo que sí es cierto, es que sólo tengo 24 horas por día y sólo trabajo siete días a la semana.

¿Y con los fondos de santa Cruz, se metió?

No puedo, porque no ejerzo en santa Cruz.

Este gobierno está enjuiciando y encarcelando a los responsables del proceso del 76 al 83, pero no ocurre lo mismo con ex terroristas. Si bien es correcto que militares que hayan cometido delitos aberrantes como todos sabemos, son encarcelados, no ocurre lo mismo con los ex terroristas, que también secuestraron, torturaron y mataron y muchos de ellos hoy viven del dinero fruto de secuestros y están en libertad gracias al indulto de Menem. ¿Usted cree que es justo, que es equitativo?

En los años del horror yo estuve del lado de defender a la gente perseguida, de manera tal, para que nadie se confunda, yo soy abogado de los familiares de los desaparecidos de la Merceds Benz, soy abogado del caso Marta Sierra. La diferencia está cuando el Estado es delincuente, esto es cuando ningún mecanismo puede funcionar en contra del delito porque el estado es el que comete el delito, y es diferente, cualitativamente, a la otra posición donde, para bien o para mal, ponían el cuerpo y cometían delitos del código penal; esta es la línea divisoria desde mi punto de vista. Se podrá compartir o no, pero es mi punto de vista, y yo creo que con lo que se dictó, después de la resolución española en el día de ayer, me parece que está bastante clara la línea divisoria de cuando es un accionar contra un orden constitucional, y le caben los delitos, las prescripciones posibles, los indultos posibles, o cuando siendo el estado mismo quien tiene todo el manejo operativo del terror y no hay manera de juzgar.
Publicado por: www.periodicotribuna.com.ar abril 2008